Parroquia de San Bruno

 
Antes de ser llevado a la muerte,    
viendo Jesús su hora llegar,                         
manifestó su amor a los hombres              
como no hiciera nadie jamás. 
 
Toma en sus manos pan y les dice:
"Esto es mi cuerpo, todos comed".
Y levantó la copa de vino:
"Esta es mi sangre que os doy a beber". 

 
Estribillo
 
Cuerpo bendito que se reparte
por mil caminos, hecho manjar
buscas a todos para sanarlos;
tú le devuelves al hombre la paz.

 
Estribillo
 
"El que se precie de ser mi amigo,
siga mi ejemplo, viva mi amor,
salga al encuentro de mis hermanos,
dando la vida lo mismo que Yo".

 
Estribillo
 
Cuerpo de Cristo, Cuerpo entregado,
muerto en la cruz por nuestra maldad,
grano de trigo resucitado,
germen de vida de la Humanidad.

 
Estribillo
 

Gloria a Dios en el cielo Francisco Palazón

 
     Gloria a Dios en el Cielo, y en la tierra paz 
a los hombres que ama el Señor.
 
Por tu inmensa Gloria te alabamos,
te bendecimos, te adoramos,
te glorificamos, te damos gracias.

 
Estribillo 
 
Señor, Dios, Rey celestial,  Dios Padre todo poderoso.
Señor, Hijo único, Jesucristo.
Señor, Dios, Cordero de Dios, Hijo del Padre.

 
Estribillo 
 
Tú, que quitas el pecado del mundo, 
ten piedad de nosotros.
Tú, que quitas el pecado del mundo,
atiende nuestra súplica.
Tú, que estás sentado a la derecha del Padre,
ten piedad de nosotros.

 
Estribillo 
 
Porque sólo Tú eres Santo, sólo Tú, Señor,
sólo Tú, Altísimo Jesucristo,
con el Espíritu Santo  en la Gloria de Dios Padre.

 
Estribillo 
 
(A aamén.)(No lo solemos cantar)

El cáliz que bendecimos Francisco Palazón

 
El cáliz que bendecimos 
es la comunión 
de la sangre de Cristo.
 
¿Cómo pagaré al Señor 
el bien que me ha hecho? 
Alzaré la copa de la salvación 
invocando su Nombre.

 
Estribillo
 
Mucho le cuesta al Señor 
la muerte de sus fieles. 
Señor, yo soy tu siervo, 
hijo de tu esclava, 
rompiste mis cadenas.

 
Estribillo
 
Cumpliré mis votos al Señor 
en presencia del pueblo, 
en el atrio de la casa del Señor, 
en medio de ti, Jerusalén. 

El mandato Ricardo Cantalapiedra

Os doy un mandato nuevo,
os doy un mandato nuevo :
"que os améis, que os améis,
como Yo os he amado ;
que os améis, que os améis,
como Yo os he amado".

Ubi Caritas Taizé

Ubicaritas, etaamor. 
Ubicaritas,Deus ibiest.

Lávame Sergio Armando Torres Gómez

Durante la cena se quitó el manto;
se puso a lavarles los pies para
purificarlos.
No comprendían el significado de esta 
acción,un lazo de humildad y 
misericordia.
Llegado el turno a Simón Pedro, quien 
dijo: “a mí nunca me lavarás los pies”.
“Si no te lavo conmigo no podrás 
Compartir”, fue lo que respondió el 
Señor y Maestro.

 
Lávame, Señor, junto a mis hermanos, 
por favor, pues ahora comprendo que 
esta acción purifica el alma. 
Lávame, Señor, pues quiero estar 
limpio con tu amor y yo a mis 
hermanos serviré según tu Palabra.
 

Al terminar su acción se puso el manto,
sentándose a la mesa se puso a 
explicarles:“¿Han comprendido que 
siendo Maestro y Señor he  venido a 
servirles como signo de mi amor?”
Entonces los envió a seguir amando,
sirviendo a los demás por reinos y 
naciones.
"Ser servidor no los hace menos que el
patrón y el enviado no es menor a quien 
lo envía”.

 
Estribillo
 

Tomad, comed Libertad | Hakuna Group Music

Quiero alcanzar el cielo con tus pasos. 
Quiero abrazar la vida con tus manos. 
Decir al mundo con tu voz hasta morir
 
que todo un cielo es solo para mí.

Quiero estrenar mis ojos en tus brazos. 
Quiero besar el suelo con tus labios, 
borrar la noche y dar a la herida, cicatriz.
 
Quiero empezar de nuevo solo en Ti.

 
Tomad, comed, 
me entrego por Amor hasta el final.
 
Tomad, bebed, 
el cielo entero sabe a Vino y Pan.
 

Tomad, comed, 
me entrego por Amor hasta el final.
 
Tomad, bebed, 
el cielo entero sabe a Vino y Pan.
 
 
Quiero pisar tu huella en cada espacio. 
Quiero buscar, mirarte en todos lados, 
perder la vida hoy y ganarla toda en Ti.
 
Quiero empezar y terminar por Ti. 

 
Estribillo
 

Santo Francisco Palazón

Intro:
   

Santo, Santo, Santo,
Santo es el Señor,
(Santo es el Señor,
Dios del Universo.) (Bis)

Llenos están el cielo
y la tierra de tu Gloria.

 
Hosanna, hosanna,
hosanna en el cielo.
Hosanna, hosanna,
hosanna en el cielo.
 

Bendito el que viene
en nombre del Señor.

 
Estribillo
 

Cordero de Dios Versión de Miguel

Cordero de Dios,
Tú, que quitas el pecado del mundo,
ten piedad de nosotros,
ten piedad de nosotros.

¡Oh! Cordero de Dios,
Tú, que quitas el pecado del mundo,
ten piedad de nosotros,
ten piedad de nosotros.

¡Oh! Cordero de Dios,
Tú, que quitas el pecado del mundo.
danos la paz, 
danos la paz.

Amando hasta el extremo Maite López

 
1ªestrofa+1ºestribillo: chicas
2ªestrofa+2ºestribillo: chicos
3ªestrofa+3ºestribillo: todos
 
Déjame, Señor, 
mirarte bien por dentro,
entrar en tu Corazón 
y dejarme seducir
y que aumenten mis deseos 
de querer ser como Tú,
conocerte internamente, 
amarte y seguirte más,
apostar mi vida junto a Ti, 
déjame verte, Señor.

 
Amando hasta el extremo,
dejándote la piel,
entregando las entrañas,
tus entrañas de mujer,
en una toalla y un lebrillo,
en un acariciar los pies,
en un mirarnos hasta el fondo
sin nada que reprochar
y sin nada que pedir,
y con tanto para dar.
 
Yo, el Maestro y el Señor, 
ya no puedo amaros más,
pues como el Padre me ha amado, 
así os he amado Yo.
Os dejo mi vida entera 
en este vino y este pan,
este pan que soy Yo mismo 
que me parto y que me doy.
Mi deseo es que os améis de corazón.
Yo también os quiero ver.

 
Amando hasta el extremo,
dejádoos la piel,
entregando las entrañas,
como lo hace una mujer,
en una toalla y un lebrillo,
en un acariciar los pies,
en un  mirarnos hasta el fondo
sin nada que reprochar
y sin nada que pedir,
y con tanto para dar.
 
Sí, te doy todo lo que soy 
para que sigas amando.
La lucha por la justicia 
entra en esta intimidad
que se llena de personas 
y rostros que acariciar,
que me impulsa desde dentro 
comprometerme más.
Todos caben en tu corazón,
quiero seguirte, Señor...

 
Amando hasta el extremo,
dejándome la piel,
entregando las entrañas,
mis entrañas de mujer, 
en una toalla y un lebrillo,
en una acariciar los pies,
en un mirarnos hasta el fondo
sin nada que reprochar
(y sin nada que pedir,
y con tanto para dar.) (3 veces enlazando seguido)
 

Donde hay caridad y amor Joaquín Madurga

 
Donde hay caridad y amor
allí está el Señor, 
allí está el  Señor.
 
Una sala y una mesa,
una copa, vino y pan,
los "hermanos" (original:hombres) compartiendo
en amor y en unidad.
Nos reúne la presencia 
y el recuerdo del Señor,
celebramos su memoria
y la entrega de su amor. 

 
Estribillo
 
Invitados a la mesa
del banquete del Señor,
recordemos su mandato
de vivir en el amor.
Comulguemos en el Cuerpo
y la Sangre que Él nos  da
y también en el hermano, 
si lo amamos de verdad.

 
Estribillo
 
Este pan que da la vida 
y este cáliz de salud
nos reúne a los hermanos
en el nombre de Jesús.
Anunciamos su memoria,
celebramos su Pasión,
el misterio de su muerte
y de su resurrección.

 
Estribillo
 

 
(El amor no dice: ¡basta!) (Bis)
(Amor y más amor
que nunca dice: ¡basta!) (Bis)
 
Sólo el amor de Dios
es lo que se encuentra siempre,
todo lo demás sobra.

 
Estribillo
 
Hacedlo todo por amor,
nada hagáis por fuerza,
sólo el amor queda.

 
Estribillo
 
Busquemos a Jesús
que si lo tenemos a Él,
entonces lo tendremos todo.

 
Estribillo
 
Ama a tus hermanos
Dios te amará a ti,
esto quiere el Señor, ama.

 
Estribillo
 
Nota:
-En la frase *Amor y más amor que nunca dice: ¡basta!*, 
se solapa la frase *El amor no dice: ¡basta! *, 
como segunda voz.
-Los acordes originales son en SOL, 
pero en la parroquia San Bruno
se canta en solm.

Cantemos al amor de los amores Restituto del Valle y J. Busca de Sagastizábal

Cantemos al amor de los amores,
cantemos al Señor.
Dios está aquí, venid adoradores,
adoremos a Cristo Redentor.

 
Gloria a Cristo Jesús,
Cielos y tierra
  bendecid al Señor.
Honor y gloria a Ti,
   Rey de la Gloria,
  amor por siem pre a Ti,
 Dios del amor.
 
Unamos nuestra voz a los cantares
del coro celestial.
Dios está aquí, al Dios de los altares
alabemos con gozo angelical.

 
Estribillo
 
Cantemos sin cesar.
Dios está aquí, venid adoradores,
adoremos a Cristo en el altar.

 
Estribillo final: dos veces
 

Quédate con nosotros, Señor de la esperanza Carmen Veneciale y Juan Carlos Maddío. Versión Grupo Pueblo de Dios

Quédate con nosotros, Señor de la esperanza,
el mundo que Tú amas hoy lucha por vivir,
y aunque a veces dudamos de tu presencia en casa,
no dejes que la noche nos sorprenda sin Ti.

 
porque ya anochece, quédate con nosotros,
no dejes que la noche nos sorprenda sin Ti.
 
Quédate con nosotros, Señor de la pobreza,
los pobres y los niños te quieren descubrir,
porque a veces no saben que son tus preferidos,
no dejes que la noche nos sorprenda sin Ti.

 
Estribillo
 
Quédate con nosotros, Señor de la justicia,
los hombres no aprendemos a dar sin recibir,
vivimos muchas veces una justicia falsa,
no dejes que la noche nos sorprenda sin Ti.

 
Estribillo
 
Quédate con nosotros, Señor de la promesa,
Tú mismo aseguraste amarnos hasta el fin,
por eso humildemente volvemos a pedirte,
no dejes que la noche nos sorprenda sin Ti.

 
Estribillo