El que no ama
a Dios no ha conocido
porque a Dios en el amor
se lo conoceeee,
porque a Dios en el amor
se lo conoce.


Tenemos un Dioooos,
¡­qué grande es mi Dioooos!
Tenemos un Dios
y Dios es Amor.
Tenemos un Dioooos,
¡­qué grande es mi Dioooos!
Tenemos un Dios
y Dios es Amor.

El amor del Padre
entregado al mundo
se mostró en Jesús
para que creyendo,
para que creyendo
por Él vivamos,
por Él vivamos.

Nosotros sabemos
que hemos pasado
de la muerte a la vida
porque nos amamos,
porque nos amamos
y nos aliamos
a los hermanos.

El amor de Dios
se derramó en nosotros
por el Espíritu Santo
que a nuestros corazones,
que a nuestros corazones
ha sido enviado,
ha sido enviado.

  • Momento
    Entrada
  • Tiempo litúrgico
    Semana Santa
  • Comentario
    Basado en el texto del Evangelio: 1 Jn 4, 8
  • Misa de familias